Una oficina limpia no solo permitirá una mejor productividad, sino que ayudará a evitar enfermedades. Por esta razón debe hacerse de la forma más adecuada posible tomando en cuenta diversos puntos:


Conservar el orden
Mantener todo dentro de su lugar permitirá hacer una limpieza mucho más adecuada, ya que tener carpetas y hojas esparcidas por el escritorio puede dificultar mucho las labores de limpieza.


Conocer el material de los muebles
No todos los muebles se limpian de la misma forma, por lo que es importante saber de qué material están hechos. Una estantería de material  sintético puede limpiarse con una microfibra y detergente neutro, pero uno de madera no.


La limpieza de las computadoras
Para limpiar una computadora, ya sea laptop o de escritorio, es necesario utilizar un paño en agua y pasarlo por la superficie con suavidad. En el caso de los teclados es recomendable colocarlo boca abajo y soplar aire para que caiga la suciedad. Si es necesaria una limpieza más profunda, lo mejor será quitar todas las teclas.

La limpieza del suelo
Así como para los muebles es importante conocer el material del que están hechos, para la limpieza del piso también debemos saber de qué está hecha la superficie.

Si es cerámica o pavimento podemos usar una mopa humedecida con una solución compuesta de agua y detergente. Si tenemos alfombra, es muy importante hacer un aspirado frecuente, ya que en ellas se conservan muchas partículas que afectan el aire de la oficina.


Limpiar las paredes
Parecerá que esta superficie no se ensucia, pero no hay nada más erróneo. Las paredes consiguen que la luz se refleje de mejor manera, así que es importante limpiarlas. Además, son propensas a acumular polvo o telarañas.

Trabajar en un espacio limpio siempre es más agradable, así que mantenerlo de esa forma promoverá que el trabajo se sienta menos pesado.

Si buscas que tu empresa se mantenga siempre limpia y en óptimas condiciones, llámanos. En Acierto Servicios de Chihuahua somos especialistas en el servicio de limpieza para oficinas.